Mi yo molón

El otro día ya le estuve dando vueltas a la idea de que “yo antes molaba”. No me refiero a que molaba por que llevara el pelo azul, tropecientos mil piercings o porque vistiera rollo años 40. Molaba porque vistiera como vistiera, me maquillara como me maquillara e hiciera lo que hiciera, estaba segura de mi misma y lo hacia sin importarme lo que pensaran los demás.

Ahora mismo, intento pasar desapercibida. Ya no me arreglo tanto como antes, ya no pongo cuidado en la ropa ni me involucro en las cosas que hago. Todo me da un poco igual, paso muchas tardes durmiendo y pocas cosas de provecho hago, la verdad.

Hace unos días se me ocurrió empezar a rebuscar en el baúl de los recuerdos, y aún estando la posibilidad de reencontrarme con “fósiles emocionales” (Dorothy, aunque ya no hablemos, siempre te llevaré en mi), decidí empezar a buscar entre las fotos del pasado ese “yo molón” que tanto ansío recuperar.

Me di cuenta de que he pasado por miles de etapas, la kinki de barrio que se pasaba el día en los banquitos con su pandilla, la gordita empollona de gafitas adorable y redondita, la pin up segura de sus curvas y así un sinfín de personajes más. En todas las etapas había una cosa común: pesara 58kg o 78kg en mis ojos había una seguridad abrumadora. Me vestia bien aun teniendo unos kilos de más y casi todos los días me maquillaba para salir de casa. Puede parecer una tontería, pero creo que en una chica es muy importante estos detalles.

Con este ejercicio estoy intentado encontrar en qué punto perdí a mi yo molón. No sé muy bien cuando ni porqué. Pero ya no está. Y quiero recuperarlo!

Hasta ahora siempre me comparaba con personas que se proponían cosas y las lograban. Sigo infinidad de cuentas en Instagram de chicas que se han propuesto estar sanas y comer bien y lo han conseguido. Pero todos sabemos que las comparaciones son odiosas… Pero esta vez es diferente. Me comparo conmigo misma hace unos años. Si yo pude ser de esa forma, ¿porqué no voy a poder volver a serlo?

No voy a permitir que mi yo interior vuelva a decirme: Oye, tu antes molabas!

 

Recuperando mi yo molón…..

0%—————————-100%