Focus T25

Algunas chicas del grupo están haciendo este entrenamiento y nos han animado a las demás a probarlo. Parece ser que Focus T25 es un entrenamiento de 25 minutos explosivos, los cuales dan resultado (supuestamente) como si entrenaras 60 minutos, debido a su intensidad.

El entrenamiento se divide en las siguientes fases y podéis descargar el entrenamiento completo aquí:

http://www.4shared.com/zip/2LIgKnBwce/Focus_T25_ALPHA_Phase.htm

ALPHA CICLO FOCUS: LA FUNDACIÓN 

Haz clic aquí para ver tu rutina semanal: Rutina Alpha

  • 01 CARDIO: 25 minutos de quema de calorías, cardio explosivo para sudar la gota gorda.
  • 02 SPEED 1.0: De ritmo rápido para obtener resultados rápidos y quemar la grasa.
  • 03 TOTAL BODY CIRCUITO: Focus en la fuerza y resistencia sin mover peso.
  • 04 ABS INTERVALS: Intervalos de cardio y abs que ayudaran a cargarse la grasa de tu abdomen.
  • 05 LOWER FOCUS: Focus en la parte inferior del cuerpo para quemar grasa.
  • 06 STRETCH; Un completo vídeo de estiramientos.

CICLO BETA FOCUS: LA BASE 

Haz clic aquí para ver tu rutina semanal: Rutina Beta

  • 06 CARDIO: ¡A sudar se ha dicho! El entrenamiento va subiendo de nivel progresivamente para aumentar la intensidad.
  • 07 SPEED 2.0 Rev it: A tope para quemar más calorías y subiendo cada vez más la velocidad.
  • 08 RIP’T CIRCUIT CARDIO : Parte superior del cuerpo … piernas … abdominales … y a repetir!
  • 09 DYNAMIC CORE: Irás de vertical a horizontal y viceversa en esta rutina núcleo dinámica, una locura!
  • 10 UPPER FOCUS: Concéntrate para hacerlo bien y conseguirás esculpir la parte superior de tu cuerpo.

 

Trabajar con pulsómetro

– Me he comprado un pulsómetro!

– Ala, que guay! Y eso para qué vale?

– Pues no estoy segura. Sólo sé que es un reloj muy caro…!

Bueno, no sé si os habrá pasado a vosotr@s, pero yo el primer día que me compré el dichoso pulsómetro, cuando lo abrí y me puse a dotorearlo, no tenia ni idea de qué eran todas esas cifras y porcentajes que me pedía… Si os habéis comprado un pulsómetro hace poco o si queréis comprobar que el vuestro está bien configurado, no dejéis de leer! 🙂

Lo primero y más importante. Yo tuve un pulsómetro polar de los más caros (a mi parecer), que rondaba los 150€… Perdí la banda pectoral y pasó a ser un reloj caro y hace poco me compré uno del Decathlon por 32,99€. Mi humilde opinión es no hace falta gastarse un pastizal para trabajar con un pulsómetro una persona que entrene de forma habitual y que no se dedique al deporte profesionalmente. Pero eso es sólo mi opinión.

Si todavía no tenéis el pulsómetro y vais a la tienda os diferenciaran entre los codificados y los no codificados. Que pasa, ¿es como la tele o qué? Bien, lo de que esté codificado significa que si tu estás en una clase de spinning con 10 pulsómetros más, el tuyo funcionará bien y no recibirá interferencias de ningún otro pulsómetro. Si entrenáis en casa o solas como yo, la verdad es que el que esté codificado os da más bien igual, y se aprecia notablemente en el precio.

Pero hablemos de cómo configurar el dichoso relojito…

Lo ideal sería que nos tomáramos el pulso nada más levantarnos y estando tranquilos, porque así tendríamos nuestra Frecuencia Cardiaca en Reposo. De esta forma jugaríamos con dos cifras, la máxima y la de reposo, pero si no tenemos esta última tampoco pasa nada.

La forma sencilla de calcularlo sería:

  • A 220 le resto mi edad: 220 – 25 = 195.
  • 195 será mi Frecuencia Cardiaca Máxima (el 100% en porcentage).
  • Si queremos trabajar un poco más el fondo, deberemos trabajar en torno al 70-80% de nuestras pulsaciones. Es decir, 195 x 0.7 = 136.
  • Si buscamos un entrenamiento más explosivo, (correr, spinning, etc) tendremos que trabajar sobre el 85-95%, es decir: 195 x 0.85 =165.

Vale, para mi que tengo 25 años ya he calculado que mi frecuencia cardiaca debe estar entre 136-165. Pero, ¿dónde pongo eso? En algún punto del menú de tu pulsómetro debe de poner, FREQ MAX (frecuencia máxima) y FREQ MIN (frecuencia mínima). Pondremos la máxima y la mínima (en torno a los 75-90) en cada uno de estos apartados.

Por último, los pulsómetros pueden darte la información en pulsaciones o en porcentaje. A mi personalmente me parece más cómo el porcentaje y es lo que suelen utilizar en las clases colectivas del gimnasio. Lo dicho, en algún punto de tu pulsómetro podrás escoger la opción de mostrar la información en bpm (pulsaciones por minuto) o en % (porcentaje).

Espero que hayáis podido configurar vuestro nuevo juguete que de verdad os ayudará muchísimo ha hacer un entrenamiento y controlar mejor vuestro progreso!

Rutina de mancuernas en casa (DÍA 1)

Pues como no me podía permitir un gimnasio y además tengo una buena bici de spinning en casa, me compré unas mancuernas del Decathlon y me hice ésta rutina. Cuando pone “fallo”, quiere decir que repitas hasta que no puedas más. Os la dejo por si os apetece hacerla también!

 

DIA 1 PECHO, BICEPS Y ABDOMINALES (abs):

Press con mancuerna sobre banqueta:

4 series x 10 repeticiones > descanso 90′

Aperturas con mancuernas sobre banqueta:

4 series x 10 repeticiones > descanso 60′

Pullover en banqueta:

4 series x 10 repeticiones > descanso 60′

Flexiones de suelo:

4 series x las que puedas > descanso 45′

Curl alterno:

4 series x 10 repeticiones > descanso 60′

Martillo sentado en banqueta:

4 series x 10 repeticiones > descanso 60′

Concentradas sentado en banqueta:

3 series x 12 repeticiones > descanso 60′

Giros rusos con mancuerna:

3 series x 12 repeticiones > descanso 60′

Encogimientos:

3 series x las que puedas > descanso 60′

12

ZUMBA

Hola chicas!! @nubicu me ha pasado este vídeo de Zumba, dice que no es la tradicional y que estuvo tiempo haciéndolo sin aburrirse. ¿Quién es la valiente que lo prueba primero y nos cuenta qué tal le ha ido? 🙂

 

La increíble vida de Walter Mitty

1465153_330457953762451_1764560487_n

Sé que esta entrada se sale un poco de la temática del Blog, pero pronto entenderéis porqué he querido compartirlo con vosotr@s.

No os voy a hacer una reseña de la película, puesto que para eso ya hay otras páginas que seguramente entenderán más de cine que yo. Lo que quiero es contaros las sensaciones que tuve al ver esta maravillosa e irrepetible película de Ben Stiller.

A veces, cuando nos embarcamos en un proyecto o nos planteamos un objetivo, nos faltan fuerzas para poder llevarlo a cabo. Ya sea por poca fuerza de voluntad o simplemente por que somos vagos, esos propósitos se quedan en sólo eso, propósitos.

Ésta película trata de eso. De las millones de cosas que nos gustaría hacer y no hacemos. De los sueños que tenemos estando despiertos. De la realidad que nos gustaría vivir y que simplemente nos limitamos a imaginar.

Inevitablemente, cuando pienso en “conseguir mis sueños” automáticamente pienso en el peso. Pero la vida es mucho más. La vida son viajes, historias, errores, aventuras, amores, desamores, esfuerzo y un sinfín de cosas que no debemos dejar escapar.

Llevar una vida sana no es una moda, es un estilo de vida. Y deberíamos concienciarnos de que ésto es lo importante. La pérdida de peso llegará, pero la verdadera razón de adoptar unos hábitos saludables y de tener una vida activa es que estaremos sanos, por dentro y por fuera.

Os recomiendo muchísimo esta película, ya sea porque necesitáis un pequeño empujón o simplemente porque os gusta el buen cine.

Y a vosotr@s, ¿qué película os inspira?

Healthy Bobs

¡Healthy Bobs!
¡Healthy Bobs!

Os preguntaréis qué son los Healthy Bobs. ¡Pues en realidad es un nombre que me acabo de inventar para los bollitos que os voy a enseñar a hacer! ¿Preparad@s?

OLYMPUS DIGITAL CAMERA
Vamos a necesitar…

Materiales:

  • Batidora de jarra o mano.
  • Recipiente tipo jarra para hacer la mezcla.
  • Moldes de silicona.
  • Microondas.

Ingredientes:

  • Claras de huevo.
  • Edulcorante en polvo, (aspartamo o similares).
  • Salvado de avena, (¡está dentro del bote de Nesquick!)
  • Leche desnatada o yogur desnatado, (no importa el sabor).
  • Gasificante de repostería.

Paso a paso:

  • 6 cucharadas soperas, (90gr) de salvado de avena en la jarra.
  • 2 cucharadas soperas (30gr) de aspartamo o edulcorante similar.
  • 2 cucharadas soperas de yogur blanco de cualquier sabor.
  • 2 claras de huevo.
  • Batimos todo hasta obtener una mezcla homogénea y relativamente espesa, (¡no demasiado!). Se puede añadir un poco de leche o yogur si está demasiado espeso.
  • Una vez tengamos la textura correcta, añadimos los dos sobres de gasificante para repostería y volvemos a batir.
  • Rápidamente volcamos la mezcla en los moldes. Con esta cantidad saldrán unos tres Healthy Bobs.
  • Colocamos los tres moldes en el microondas a máxima potencia durante 5 minutos.
  • Sacamos y volcamos sobre un plato.
  • ¡¡Y a disfrutar!!

Los Healthy Bobs son ideales para desayunar, almorzar o merendar. Si uno entero te parece demasiado, puedes comerte sólo la mitad y el resto dejarlo para la tarde. Al estar hechos de avena, es interesante tomar líquido a la vez porque la avena se inflará y será más saciante.

¿Harta de no poder comer nada dulce y blandito por estar a dieta? ¡Ya no tienes excusa! ¡Cuéntanos qué tal te han salido! y comparte con nosotros tus fotos en Instagram con el tag:

#healthybobs   #healthyfitblue 

¡Te esperamos!